5 problemas de la gestión educativa que puedes resolver con datos

Contar con información objetiva llevará a tu centro educativo hacia el éxito.

Un proyector refleja de datos en el rostro de una mujer

Los centros educativos que cuentan con una cultura de datos disponen de información muy valiosa que les hace más sencilla la resolución de problemas en la gestión educativa.


A continuación, te presentaré 5 tipos de problemáticas que, gracias a los datos, dejarán de ser un dolor de cabeza para tu colegio.


1. No enterarte de los problemas a tiempo


Analizar la información de tu escuela te permitirá establecer patrones de comportamiento en diferentes áreas. Por ejemplo, saber cuáles son los meses del año en el que más personas solicitan informes de tu servicio educativo.


Conocer perfectamente esos patrones te ayudará a detectar cualquier situación anómala con tiempo para poder actuar con prontitud. Siguiendo el ejemplo anterior, imagina que en esos meses donde esperas recibir una gran cantidad de interesados, eso no sucede. Seguramente investigarás cuál es la causa y buscarás una solución.


En muchas ocasiones, los directivos no se enteran de los problemas hasta que es demasiado tarde para resolverlos. Tener datos actualizados te permite tener un panorama preciso y objetivo de todo el colegio y así darte cuenta de cualquier anormalidad.


2. No tener certeza sobre la calidad en la atención a alumnos y padres de familia


La labor de un analista de datos es saber categorizar la información que genera diariamente la institución. Por ejemplo, si creamos categorías para las distintas quejas de los padres de familia, identificando palabras recurrentes, será más fácil encontrar las causas de dichos comentarios y elaborar así un plan de mejora.


Un analista de datos toma la información cotidiana del centro educativo, y la procesa para asignarle un valor, entender su origen y hallar áreas de oportunidad para la institución.


Otro ejemplo de cómo los datos pueden ayudarnos a mejorar el servicio, es utilizar un sistema de calificación para evaluar la atención que reciben tanto alumnos como padres de familia. Al emplear valores numéricos, podremos valorar de forma objetiva la calidad con la que nuestros maestros y personal administrativo interactúa con los clientes.


Persona mirando gráficos estadísticos en una laptop
El análisis de datos en centros educativos es una labor permanente

3. No conocer a fondo a tus estudiantes


Los datos que obtenemos de encuestas, grupos focales, guías de observación o entrevistas, son altamente efectivos para hacer una radiografía de la personalidad de nuestros alumnos.


La estadística permite construir perfiles de estudiantes basados en datos reales, de esta manera seremos capaces de actualizar nuestros buyer persona y conocer a profundidad los gustos, intereses y aficiones de nuestro alumnado.


Mientras más conozcas a tu comunidad estudiantil, más efectivas serán tus acciones de marketing y promoción porque estarán edificadas desde el conocimiento y no desde la suposición.


El marketing basado en datos se profesionaliza, asegura el éxito de sus esfuerzos y garantiza el retorno de la inversión.


No es lo mismo, crear una campaña publicitaria desde lo que el responsable de Marketing cree que funcionará, que hacerlo con datos que nos aseguren que dicha campaña está alineada con los gustos e intereses de nuestros estudiantes.


4. Ignorar lo que hace la competencia


En el mundo del análisis de datos existen herramientas que nos ayudan a analizar a nuestros competidores y comparar nuestras acciones con respecto a ellos. Esto no se hace con el fin de copiarlos o seguir sus pasos, sino para poder diferenciarnos y estar varios pasos por delante.


De acuerdo con el blog de Salesforce, el benchmarking es un tipo de investigación que se basa en comprender las estrategias de la competencia, identificar sus errores y reconocer sus buenas prácticas (2021).

El objetivo es usar esta información para evaluar nuestra situación actual, enmendar nuestras acciones o reafirmar la efectividad de nuestra estrategia.


No hacer o actualizar nuestro benchmarking nos deja a ciegas en medio de un sector que es altamente competitivo y donde estamos obligados a reinventarnos constantemente para no quedar obsoletos o ser rebasados por otros colegios.


corazón rojo formado por datos binarios en una pantalla
Los datos nos ayudan a conectar mejor con los alumnos

5. Tener incertidumbre sobre el futuro


¿Quieres aprender a ver el futuro? Pues comienza a analizar datos. La estadística predictiva es un área que a través del estudio de la información puede hacer predicciones altamente probables sobre lo que acontecerá en cualquier sector económico, incluido el educativo.


Los colegios que cuentan con más información son capaces de adelantarse a problemas muchísimo antes de que estos sucedan. No se trata de magia ni de clarividencia, las matemáticas pueden pronosticar acontecimientos para que tu institución esté preparada.


En el caso de la pandemia por COVID, hubo universidades en México que comenzaron a prepararse desde antes de que se dieran los primeros casos. Está de más decirte que dichas instituciones no solo salieron bien libradas del embate, sino que algunas lograron mejorar su reputación y hasta escalar en rankings internacionales.


Ese es el gran poder que tienen los datos para cualquier negocio; por eso los grandes corporativos como Google o Meta han logrado posicionarse con gran éxito, porque basan cada una de sus decisiones en la información que recopilan de sus clientes.


¿Tu colegio ya cuenta con una cultura de datos para la toma de decisiones?



Referencias


Salesforce (2021) Benchmarking: ¿qué es y cómo aplicarlo? Sitio web: https://www.salesforce.com/mx/blog/2021/08/que-es-benchmarking-y-como-aplicarlo.html

159 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo